Buscar

SensiPixelStones

La insufrible máxima, del culto al autor.

Hoy en día es casi imposible presentar el trabajo de un autor, sin desplegar un perfil estandarizado, de acuerdo a lo que se viene a mostrar, o contar… es más importante hablar del autor y sus “particularidades”, que de las “pinta monadas” que presenta ….y es que en el tema del cotilleo y el morbo todos se reconocen especialistas consumidores, hay mucha necesidad de traductores business que llevan a cada publico a su redil.

larci copia.JPG

El vicio de la mentira.

 

Cuantas más palabras se utilizan para explicar una imagen, más lejos se está de aportar un mínimo de sinceridad o luz sobre ella… La fotografía no miente.. mienten las palabras que la explican.

dfsied.JPG

Hoy todos somos Dj (Disc-jockey)

Tengo la impresión de que conseguí resolver el enigma de una fantasía infantil…en esta fantasía yo conseguía hacer cosas que eran apreciadas por los demás, pero la consecución de estas cosas siempre me venía con la idea de que eran realizadas por alguien ajeno a mi y que tomaba mi cuerpo para elaborarlas .. era liberador pensar que no tenía que enfrentarme a esa cuestión indescifrable de como hacer todo aquel tipo de cosas exitosas, todo quedaba delegado a lo que “otros” hicieran por mi.

La fantasias de un niño que observa como funciona su entorno social se presta facil a soluciones imaginativas y fantasiosas como resolucion a todos sus problemas y misterios, de los que solo se conoce, a las personas que los albergan. No es que sean misterios, es que nadie los explica y cuando te lo explican ya es bajo la aplastante realidad que los adultos han exculpido con escrape y martillo en la todavía moldeable voluntad del niño que se hace adolescente y que pertenecen al mundo de los bulos que dominan nuestra realidad social.

“Todo es aprendido, todo pertenece a otros, yo solo he copiado y plagiado a partes iguales los retales de uno y los vestido de otros, la única diferencia que hay es que los ingredientes, los he elegido yo … pero es más, ni si quiera en eso soy original, esta mecanica es exactamente la misma se lleva produciendo miles de años en todos los individuos del planeta”

La realidad impuesta por los adultos es como una fantasía infantil, esa que dice que hay personas que hacen cosas “excepcionales”.. algo que el sabio y limpio criterio de un niño no puede entender, si no es de la mano del mundo de la fantasía, una fantasia que esta objetivamente mucho más cerca de la realidad, que las mentiras con las que el adulto se acostumbra a vivir.

lirdin

El Apocalipsis

A la fotografía le quedan 20 años….by Salgado.

Llega un punto en la madurez del éxito, donde muchos se transforman en pregoneros del Apocalipsis. Se aferran de tal forma a su propia existencia y los pilares que han cimentado, que cuando ven que estos se deterioran y desmoronan, se convierten  en profetas de  la destrucción que tendrá asolar aquello, sobre lo que ellos un día fueron Reyes. En realidad solo pretenden salvar su memoria ante el cataclismo del olvido que presumen se les avecina.

El Apocalipsis atrae a los miedosos,  inseguros y mitómanos a partes iguales, de ellos se valdrá el vanidoso para hacer perdurar su “éxito” y ponerlo en aquel momento histórico ¡¡¡justo antes del Apocalipsis!!! amén de ocupar el papel de profeta.

A los apocalípticos no les falta razón, pero se olvidan de que su figura y su gesto es el mismo que se reproduce en toda materia cíclicamente, ya sea científica, filosófica o artística. El Apocalipsis aparece donde ya todo anda seco desde hace tiempo  y todos los días 5.000 apocalípticos vaticinan que la hora… ha llegado.

Apocalipsis 1:8: “Yo soy el Alfa y Omega, el principio y el fin, el Señor que es y que era, y que será por siempre, el Omnipotente”.

tumblr_o6y53ltScl1synm09o1_1280.jpg

Gato callejero.

Estaba dejado caer en sobre el taburete en la barra de un café-bar refugiándome de la lluvia,  un antro en una de las calles más destartaladas de la ciudad. Las enormes ventanas del escaparate mostraban la calle… los paraguas, el ajetreo humano bajo la lluvia. Observaba y analizaba plácidamente el fino vaho que salía de la boca de todos aquellos ajetreados personajes que vaciaban los pulmones alimentando sus narices de su propio aliento vaporoso. 

La puerta se abrió y una sombra asomó tras ella, era un hombre con aspecto de vagabundo cuidado. Traspasó el umbral espolsando las gotas de lluvia de su sombrero, mientras hacía un recorrido visual por el local. Pronto reparó en que le miraba y se giró hacia donde me encontraba, ahora parecía sonreir bajo una  maltrecha barba.

Me lo temía, el mirarlo fue un error…Ahora vendrá a pedirme dinero o contarme sus desazones etílicos, pensé inmediatamente. Busque con rapidez al camarero para pagar y salir corriendo, pero no  lo veía por ningún lado y así cuando quise darme cuenta tenía al barbudo delante de mis narices.

– Hola, menuda lluvia, estoy empapado.

Con un ligero silbido, llamó al camarero que ahora parecía estar en todos lados.

-Un café con unas gotas de whisky haz el favor, pon a mi amigo lo que quiera, soltó con el desparpajo de quien dice esto todos los días.

-A nada.. yo ya me marchaba muchas gracias.. ¡¡la cuenta por favor!! le indiqué al camarero, pero otra vez este había desaparecido dejándome con una mirada de bobo.

-No tenga prisa, fuera hace un día de perros.. yo vengo de tener una revelación tres esquinas más abajo, nunca había visto nada igual, un hermoso cintroen dos caballos amarillo bajo una farola salpicada de lluvia.. no pude aguantarme.

Bajo la cremallera de su arrugada chaqueta y me mostró una cámara de fotos con restos de lluvia, mientras me miraba con media sonrisa.

-Me agazapé, me dejé atrapar por el silencio y mientras las gotas resbalaban por mi nariz, saqué una serie increíble… o Dios.. ese coche estaba allí esperándome, no hay momento mejor para retratarlo, llevo una joya aquí guardada, repetía mientras daba ligeros golpecitos a la cámara.

-¿En serio? ¿Un dos caballos? Hace años que no veo ninguno, seguro que no ha pasado la ITV. Solté el comentario en tono simpático burlón, intentando sacar a aquel loco de su trance visionario.

El me miro por encima de sus todavía empapadas gafas.. se tomó un segundo, me miró serio y continuó:

-Aquí guardo una joya, ese coche hoy tuvo su día grande.

Antes de que se pudiera dar cuenta le extendí un billete al camarero y le dije que se quedara con el cambio.

-Bueno amigo, si nos cruzamos algún día enséñeme esa fotografía con más tiempo, seguro que será interesante.

Le dije esto mientras hacía un gesto de despedida y el con un quiebro  rápido como un rayo, levantó la cámara ante mis ojos y apretó un botón… en la cámara se abrió un compartimiento, que mostraba un fantasmagórico hueco allí donde debía estar la tarjeta de memoria.

-Aquí dentro tengo una joya, volvió a susurrar mientras volvía la mirada a la barra y su carajillo… me hizo un gesto de despedida sin mirarme a la cara… -que tengas un buen día, sentenció.

Mientras salía a la calle me repetía un mensaje pesimista: Eres un imán para los “raros”, siempre termino metido en un lío de estos, aguantando a gente rara. Deben de ver en mi a un igual.

Tiré calle abajo, la lluvia estaba en pleno apogeo y la calles se mostraban desiertas por momentos. Caminar bajo la lluvia y sin paraguas es un placer reservado para vagabundos, la falsa comodidad que da a los pudientes el sentir que puede salvar cualquier situación incomoda de manera sencilla, les hacen perder la capacidad del placer de la incomodidad.

 

lardand

Horticultura fotográfica.

En el mundo de la fotografía hoy, algunos quieren seguir vendiendo la idea, de que llevan  la “fruta” al mercado con carromatos  tirados por burros como hace cien años…. desde las  destartaladas calles del pueblo a la ciudad. Nos cuenta que sus frutas están bañadas con aguas mágicas, su tierra es polvo dorado y que sus manos son… las de un curtido fraile lleno de sabiduría. Además pone su fruta  en los mejores estantes del mercado en manos del vendedor más afamado…eso si…utilizando técnicas de venta más propias de embaucador que de tendero.

… no se paran a pensar.. que la fruta ahora crece por los caminos y que el suelo esta lleno de fruta podrida que nadie recoge… que hay mas fruta que consumidores.. y además.. la regalan… pero no solo eso, además  las nuevas tecnologías han permitido a todos los fotógrafos la posibilidad de tener un huerto, de saber que estiércol es el idóneo para que crezcan las raíces, que herbicida es mejor para eliminar  plagas, incluso a quien tiene que ofrecer sus manjares para sentirse satisfecho… eso sin contar, que sus maestros están a un golpe de ratón y la sabiduría se comparte libremente, incluso la que se predica en los monasterios.

Pero si…todavía hoy hacen negocio los trileros, en la puerta del mercado.

 

Mas

Internet: La destrucción del mundo fotográfico.

Dicen que internet es destructivo, que la gente critica sin piedad y que en general las criticas no dejan nada en pie, algunos incluso aseguran que los internautas tienen alma de kamikaze con todo lo que hasta ahora era intocable y estaba refrendado por no se sabe todavía que “ente”.

Esto hace perder el equilibrio a muchos, que ante tanta destrucción se muestran aterrorizados y desconsolados, lloran por las esquinas y lanzan proclamas destructivas sobre todo lo que ocurre en la red… muchos ni se asoman a ese mundo ante la terrible realidad que les puede mostrar e insisten en  mantenerse aferrados a ese paraíso  que llaman “mundo real”, aunque este muestra unas constantes vitales cada vez mas lentas y débiles y todos sean conscientes de lo precario que se ha convertido el medio y su triste futuro… todavía algunos tienen fe en que algún día el fluido eléctrico dejará de alimentar tanta barbarie.

En realidad es todo mentira, internet nos muestra lo que nunca antes se ha podido hacer, muestra como la sociedad no es tan homogénea  ni tan complaciente respecto al sistema que funcionaba y también demuestra como algunas cosas solo se mantenían por la columna de férreo titanio que las sostenía.

¿Cuando los “kamikazes” terminarán su trabajo? Cuando ya no se vea a nadie llorar por los rincones… no hay duda.

tumblr_nuxvuoPqiE1synm09o1_1280

El postureo.

El abuso del postureo y la pausa, ha forzado el gusto hacía lo descompuesto  y  veloz.

silico

La chistera del fotógrafo.

Hoy en día se ha abierto un debate sin precedentes por averiguar y divulgar lo que un fotógrafo lleva en su mochila. La mochila se ha convertido en una especie de chistera mágica, donde el fotógrafo coloca cuidadosamente todas sus intenciones, energías y prejuicios de igual modo que un torero coloca sus amuletos frente al espejo mientras se viste…esperando que quizá la virgen o algún santón se le aparezca de modo fantasioso durante la jornada y se le cuele por su amuleto que pasará en ese momento a ser divino y darle al poseedor cualidades mágicas…cualidades que muchas veces vienen impresas en la caja de la cámara o en los mecanismos de marketing oportunos.

Por más que uno sienta que personaliza con los pequeños detalles su herramienta y con ello sus fotografías, con cada elección dada se da un paso atrás en su libertad como fotógrafo, que irá delegando en razones esotéricas lo que debieran ser sus prioridades más importantes.

La prioridad del fotógrafo está en lo que no es mecánico, en lo que no tiene algo que ver con una cámara de fotos.

Es ahora, cuando la tecnología nos ha hecho más libres, cuando todos están más encadenados. No soy lo que fotografío.. soy “con” lo que lo fotografío y mis fotos son buena muestra de ello.

Valencia 2015

Blog de WordPress.com.

Subir ↑