Colas es un brujo al que recurre Bastian para recuperar a su amada Bastiana… este, para ello pronuncia unas palabras mágicas sin contenido que se repiten sin cesar una y otra vez: Diggi, daggi, Schurry, murry, Horum……Tras el conjuro Bastián podrá recuperar a Bastiana.

Es una aria dentro de el singspiel de Mozar Bastian y Bastiana que  compuso cuando tenía 12 años y que muy posiblemente es de las menos representadas en su época y hoy… que más da.. alguien recrea una escenificación potente con una coreografía que en algunos momentos recuerda al Triller de Jackson y pone la guinda a un pastel extraordinario que nace de los que algunos llaman una obra menor y simple dentro de la obras de Mozart y que a mi siempre me pareció brillante.

Y es así como apenas dos minutos y medio llenos de palabras sin sentido, música trepidante y sencilla puede dejar en entre dicho cualquier opinión de los señores del jurado…